Logo Clubplaneta
COMPÁRTENOS
FacebookTwitterGoogleCorreoPin it

Buscar en el portal
Esquina
www.buscador.com.mx/ >Historia>Pintores>Uemura Shoen
Esquina


Publicidad

Publicidad



Publicidad

Uemura Shoen

Uemura Shoen nació el 23 de abril de 1875 en Shimogyo-ku, Kioto, Japón. Fue el seudónimo de una importante artista y mujer en la era Meiji Taisho y la pintura a principios del período Showa japonés. Su nombre real fue Tsune Vemura.

Nació dos meses después de la muerte de su padre y por lo tanto creció junto con su madre y sus tías en una casa donde todas eran mujeres. La tienda de té de su madre atrajo a una clientela culta refinada, por el arte japonés de la ceremonia del té. De niña, Shoen tenía una considerable habilidad en el dibujo de figuras humanas. Ella se obsesionó con los ukiyoe (pinturas que florecieron en Japón durante el siglo XIX destinadas a la clase mercantil, muy próspera en el periodo Edo) y en las obras del pintor Hokusai. Inusualmente para la época, su madre apoyó la decisión de su hija de continuar con el arte como una carrera.

Estuvo en la Escuela de Pintura de la Prefectura de Kioto, donde estudió el estilo de paisaje chino del pintor Suzuki Shonen (1849-1918). Ella también estudió los estilos de pintura Kano y Sesshu, y el maestro quedó tan impresionado por su pintura que le dio el seudónimo de "Shonen" en reconocimiento a su talento.

Este fue un logro excepcional para la época, sin embargo, durante un tiempo su reputación se vio empañada cuando de ella se dijo que tenía una relación con su maestro, la cual puede haber sido cierta, ya que poco después dio a luz a un hijo ilegítimo (el futuro pintor Uemura Shoko), a quien crió como madre soltera y con ayuda de su propia madre Naka que de manera poco común en aquella época había apoyado la decisión de su hija para dedicarse al arte como una carrera, protegiendo a su hija de la miradas de desaprobación de la sociedad y permitiéndole dedicarse a la pintura. Mientras Shoen pintado arriba de la tienda de té, Naka hizo tareas domésticas y se encargo de criar a su nieto, todo por su cuenta y en nombre de su hija.

Muchas de sus pinturas pertenecen al género Bijinga, la mujer hermosa, del período Meije (1868-1912). Pero más allá del tema, Uemura Shoen logra interpretar el pensamiento y el alma de estas mujeres. Sus pinturas reflejan estados de ánimo, como si a través de ellas pudieran transcurrir las estaciones del año o un momento del día. La belleza de sus mujeres es idealizada como corresponde al género, pero a diferencia de las obras de sus colegas hombres, Uemura las humaniza al retratar sus sentimientos.

En 1894, Shoen se hizo discípula de Kono Bairei, y más tarde de su sucesor Takeuchi Seiho. Ganó su primer premio local en 1898 con una obra seleccionada para la Exposición de Arte Nuevo y Arte Antiguo ("Shinko Bijutsu Tenrankai" o "Shinkoten") en Kyoto. Su primer premio nacional en 1900 se lo concedieron por un cuadro presentado en una exposición patrocinada por la Academia de Bellas Artes de Japón (Nihon Bijutsuin) junto con la Asociación Japonesa de Pintura (Nihon Kaiga Kyokai). Más tarde se centró en la producción de trabajos para la exhibición y venta de pinturas patrocinadas por el gobierno Bunten en exposiciones a partir de 1907. La compra de su pintura, la belleza de Four Seasons, por el duque de Connaught en su visita a Japón, la elevó a la condición de celebridad.

La pintora japonesa Uemura Shoen, quien debió luchar contra la discriminación, los prejuicios sociales y la envidia para abrirse camino en un ámbito dominado en su época por el género masculino. Observó que las dificultades permiten aunar fortaleza interior y presentó varias palabras que exudan entereza de la artista pionera, tales como: "Para hacer arte elevado hace falta un espíritu elevado" y "Muchas veces he sufrido tanto, que llegué a pensar si no sería mejor estar muerta. Pero cuando uno sobrelleva reiteradas experiencias de esta índole, cultiva una fortaleza inconcebible".

Uemura Shoen pintaba cuando no estaba bien visto que las mujeres pintaran. Pero ella sentía que había nacido para eso y así lo hizo. Inspirada en la literatura clásica japonesa, el teatro Noh y la historia, solía llevar consigo un bloc de dibujo en el que bocetaba las escenas de su ciudad natal, Kyoto.

En 1949 fue la primera mujer en la historia de Japón en recibir la prestigiosa Orden de la Cultura en reconocimiento por el aporte a la cultura de su País. Murió al año siguiente.

El 23 de abril del 2015, Google en sus páginas de: Argentina, Chile, Croacia, Hong Kong, Islandia, Irlanda, Japón, Kenya, Perú, Portugal, Serbia, Singapur, Suecia y Ucrania celebra el 140.° aniversario del nacimiento Uemura Shoen

Lygia Clark | Wassily Kandinsky

Pintores
Historia

Zona de comentarios


Política de Privacidad Contacto